martes, 14 de agosto de 2007

19 DE OCTUBRE DE 2005. EL PRIMERO.


Ese día abrimos este diario electrónico, con algunas dudas y con la ilusión de lo nuevo. La idea surgió del maestro de maestros Víctor Juan, que nos instaba a utilizar esta herramienta de reflexión en nuestro trabajo cotidiano.

Las primeras líneas escritas surgieron de la lectura del precioso libro de Severino Pallaruelo, tan importante para mí. Rescato ese primer artículo escrito, con la mirada puesta en todo lo ocurrido hasta llegar a estar escribiendo ahora estas palabras:

"Para los que emplean palabras simples, para los que no se doblan ante el que manda, para los hombres y las mujeres de las sierras ásperas de España, que han vivido siempre sin reclamar nada, para quienes no piden nada y sólo solicitan un poco más si hablan de amor, para los que ignoran al estado y temen los inviernos largos, para los que , como Sísifo en su condena, han pasado la vida moviendo las piedras en las montañas, ...". Así comienza el libro "José, un Hombre de los Pirineos" de Severino Pallaruelo, donde creo haber aprendido mucho sobre la vida, sobre lo importante, sobre la sencillez, y que da pie al título, y al sentido, de este diario.
Con estas palabras comienza el camino de lo que espero sea un lugar donde reflexionar y poder explicar a quien interese algunas de las circunstancias más especiales de mi recién comenzada vida como maestro.

Si todo va bien, también espero que la amistad que inicié hace ya 7 años (!!!) con Jaime tenga un nuevo punto de encuentro en este espacio. El tándem que hemos formado en los dos últimos años de estudio y convivencia se cerró este año al ser destinado él a Cataluña y yo al Pirineo Aragonés. El escribir los dos puede suponer un contrapunto interesante entre dos entornos educativos tan distintos como el de un pueblo industrial catalán y un colegio de un CRA en un pueblecito aragonés, además de ayudarnos a mantener nuestra comunicación en la distancia.

Si finalmente hay algún estudiante al otro lado, esperamos que podamos serles de la mayor utilidad posible, acercándoles la realidad educativa hasta sus clases de la universidad, donde a muchos nos gustaría poder volver ahora para sacar mayor provecho a esas asignaturas, momentos, profesores, ..., cuyo sentido no comprendimos bien en su día.

Hasta el lunes; que les vaya bien.

3 comentarios:

Anonymous dijo...

Seguro que muchas de las palabras sencillas áquí escritas han ayudado a mucha gente y han hecho pensar a mucha otra. Y a vosotros mismos, a los dos, os habrá ayudado para ser mucho mejores en todos lo aspectos.

Sabemos como fue el primer post, a ver si pasa mucho tiempo hasta que sepamos como es el último.

Saludos
Pablo C. L.

Brookei dijo...

Cada vez que entro en Palabras Sencillas y leo, me lleno, aprendo y comparto muchas cosas. Espero poder seguir leyendo estas palabras sencillas durante mucho tiempo...

Enhorabuena por todo, también por el nuevo look

Ricardo

Anonymous dijo...

Gracias a los dos por vuestras palabras amables.

Como he dicho mil veces, poder estar en contacto con personas como vosotros ya da absoluto sentido al blog.

Aunque quizá surja un artículo sobre la gestión de comentarios, aprovecho el borrado aquí para decir que son eliminados aquellos que se escriben con el único interés de molestar, sin argumento alguno, y de forma anónima (aunque ésto es relativo en algunos casos).

Saludos.
José Luis.

Publicar un comentario